El reboot de Tomb Raider, cada vez más cerca

Rise of The Tomb Raider
Foto: flickr / Rob Obsidian // CC BY 2.0

Hace casi 20 años que una espectacular Angelina Jolie se ponía en la piel de la rica aventurera Lara Croft. Fue en 2001 cuando se estrenó la primera cinta que exploraba el universo creado por los videojuegos de la serie Tomb Raider, cuya primera entrega vio la luz en 1996.

En aquella primera película, Lara Croft: Tomb Raider, el personaje de Jolie se enfrentaba al pasado de su padre en uno de sus mayores desafíos: encontrar una antigua reliquia conocida como “Triángulo de Luz” antes de que ésta cayera en las manos de una secta que pretendía dominar el mundo con ella.

Publicidad

A pesar de que las críticas no fueron muy positivas, ni por parte de los especialistas ni por parte de los fans, que consideraban que el papel de Lara Croft no era apropiado para Angelina Jolie por ser americana y no británica como el personaje, la cinta contó con una secuela estrenada tan solo dos años después, en 2003. Lara Croft Tomb Raider 2: la cuna de la vida, contó con otro de los actores más conocidos de las películas de acción: Gerard Butler, quien se posicionaba como el contrapunto masculino del personaje de Angelina Jolie.

En esta segunda entrega, Lara Croft debía impedir que Jonathan Reiss, interpretado por Ciarán Hinds, se hiciera con la “Caja de Pandora” liberando así todas las plagas del mundo. Rodada en 3 países diferentes, el presupuesto total de la producción ascendió a 95 millones de dólares, 20 millones menos que los invertidos en la primera película. La recaudación total ascendió a 156’5 millones de dólares, una cifra nada desdeñable pero que estaba muy lejos de los casi 275 millones que recaudó la primera entrega.

Publicidad

Este descenso en el interés por la franquicia cinematográfica unido a una caída más que considerable en los ingresos, terminaron con la incursión de la aventura británica en el séptimo arte. Hasta hoy, y es que una nueva entrega de la franquicia verá la luz en los próximos meses.

>>> Fuente: Youtube
Dirigida por Roar Uthaug, a quien los productores fueron a buscar tras ver su espectacular trabajo en La ola, esta nueva historia basada en la arqueóloga más famosa del mundo de los videojuegos cuenta con la oscarizada Alicia Vikander en el papel protagonista.

Tras haber comenzado su carrera en el género de época- con títulos como Un asunto real, Ana Karenina y La chica danesa- y alguna que otra incursión en el universo cinematográfico de la acción -Operación U.N.C.L.E; Jason Bourne- o la ciencia ficción –Ex Machina-, la actriz sueca vio en el papel de Lara Croft una oportunidad para catapultarse al Olimpo de los actores al ponerse en la piel de uno de los personajes más queridos por los fans. Y no ha sido nada fácil para la joven de 29 años, que ha tenido que someterse a un intenso entrenamiento tanto físico como mental, y es que todo esfuerzo físico debe ir acompañado de un trabajo psicológico para mantener controlada nuestra mente y así cumplir con los objetivos marcados. Al fin y al cabo, disciplinas deportivas tan dispares como el póker y el crossfit no se diferencian tanto.

Publicidad

Esta nueva entrega funcionará a modo de “precuela” y en ella se mostrará la evolución de Lara Croft de simple estudiante millonaria que reniega de la herencia de su padre a aventurera temeraria y cazatesoros. Se trata pues de una historia antes de la historia que nos recordará en su concepción a las grandes películas de aventuras que tienen nombre y apellido: Indiana Jones.

En Tomb Raider, Vikander dejará a un lado los pantalones cortos y sexys de Angelina Jolie para enfundarse en una especie de uniforme de aventuras y batallas dominado por el color verde camuflaje. Uthaug huye así de la sexualización de las primeras cintas, del mismo modo que reduce los efectos especiales. La idea del director noruego es la de respetar al máximo la esencia de los últimos videojuegos pero creando una historia que parezca real, motivo por el cual han optado por crear gran parte de los decorados, huyendo de este modo del tan manido CGI.

Publicidad

Habrá que esperar hasta marzo para comprobar si finalmente Uthaug consigue su objetivo y si la nueva Lara Croft convence más a los fans que la de Jolie.

Publicidad